jueves, 28 de enero de 2010

BIODIVERSIDAD Y CIUDADANIA DEL MEDIO RURAL EN CASTILLA Y LEÓN

Propuesta presentada por el PSOE de CyL en la Asamblea de la Federación Regional de Municipios y Provincias de Castilla y León y que reproduzco a continuación:

BIODIVERSIDAD Y CIUDADANIA DEL MEDIO RURAL EN CASTILLA Y LEÓN

La FRMP debe abanderar con fuerza y dinamismo una de nuestras principales y auténticas señas de identidad, nuestro patrimonio natural y una de nuestras marcas de prestigio verdaderas: la Biodiversidad de Castilla y León.

Contamos con 94.000 km2 de superficie que se constituyen como una de las regiones europeas con un mayor índice de biodiversidad. Según la Directiva Hábitat de la UE dos terceras partes de los ecosistemas contenidos en ella están presentes en nuestra Comunidad Autónoma. El 82,9% de la variedad faunística de la Península convive en nuestros bosques, campos, ríos y en nuestra rica y variada realidad paisajística. 278 de ellas son especies amenazadas.

Somos los herederos de un importante legado natural que queda al margen de la actualidad y la agenda política. El sentido de la responsabilidad y la sensibilidad por este importante legado, debieran ser una prioridad para nuestro gobierno autonómico e incluso la bandera de quien comprenda que su preservación y puesta en valor han de ser el núcleo central de un nuevo modelo de desarrollo menos desaforado, más sensible y pegado a nuestra tierra. Así ya se han desarrollado inciativas exitosas desde la FEMP, a través de la Red Biodiversidad, amparadas por entidades como la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).

La región más rica en Biodiversidad debe reivindicar su papel protagonista y diferencial en España y en Europa.

Por este motivo los municipios instamos a la Junta para que atienda con agilidad las demandas para ampliar las zonas protegidas que le efectúan los municipios y que estas se conviertan en más apoyos y recursos para los pueblos y los ciudadanos que viven en ellas.

Es cierto que se ha avanzado en este campo, sin embargo hay que progresar y mucho en este sentido.

El año 2010 se conmemora el Año Internacional de la Biodiversidad, así lo ha declarado la ONU, Castilla y León debiera aspirar a acoger diferentes acontecimientos científicos y políticos en este marco, reivindicando su importancia como la reserva natural que es.

El futuro del campo, de la agricultura y la ganadería como sectores estratégicos, del mundo rural y de la presencia humana en este vasto territorio, dependerán en gran medida de la pericia y de la sensibilidad de las administraciones. Apostar por políticas avanzadas en este sentido, reivindicar nuestro papel protagonista y garantizar un futuro ambiental para nuestros hijos es hacer Comunidad Útil con mayúsculas, y contar con todos los sectores del ámbito de la gestión natural, es vital para la supervivencia y estímulo de mayor patrimonio.

Es necesario vincular las políticas medioamientales regionales a la creación de puestos de trabajo y al asentamiento de población en los municipios rurales, combatiendo la despoblación, la emigración juvenil y el abandono de nuestros pueblos.

Por todo lo anterior, instamos a la Junta de Castilla y León a aprovechar la oportunidad que acontece en 2010, y a crear un gran pacto con el mundo rural, a través de la creación del Observatorio Regional para la Custodia del Territorio, con los agricultores, ganaderos, pastores, con al propia FRMPCYL, agentes sociales, organizaciones defensoras del Medio Ambiente y con todos los que nos proporcionan los frutos de la naturaleza, con quienes cuidan y han cuidado siempre de nuestro entorno durante siglos.

Las Corporaciones Municipales nos convocamos a la impusión y desarrollo de estrategias de defensa y promoción de nuestro entorno, a través de una Red de Municipios por la biodiversidad y sostenibilidad en Castilla y León.

No hay comentarios: